¿Cómo instalar pisos laminados?

PISOS

Paso a paso: Instala piso laminado y renueva tu hogar

El piso de tu hogar puede definir el estilo y la decoración que te acompañará a lo largo de tus días.

Por ello, renovarlos es una tarea bastante difícil. Colores, diseños, texturas, materiales y muchos factores más. Por ello, la instalación no debe ser un problema adicional. Es ahí donde el piso laminado se muestra como una excelente alternativa por su variedad de diseños y fácil instalación.

Aquí te explicaremos, paso a paso, cómo debe instalarse correctamente un piso laminado y así disfrutar de muchos momentos en casa.

Todo listo

¿Aún te preguntas qué son los pisos laminados? Este tipo de piso también es conocido como piso flotante. Son un tipo de revestimiento compuesto de madera procesada, que cuenta con una capa de diseño y además una capa protectora. Su acabado se asemeja a la madera natural y puede realzar la calidad de cualquier decoración a bajo costo.

La instalación del piso laminado es bastante sencilla. Debes tener a la mano un kit de instalación, los laminados, poliespuma, zócalos y guías. Adicionalmente, necesitarás una sierra, una caja ingletadora para facilitar los cortes, un martillo de goma y una escuadra.

Prepara

Luego de tener todos los materiales a la mano, se debe preparar la superficie para instalar el piso laminado. Es importante que el área esté nivelada, ya que toda imperfección será reflejada al terminar.

¡IMPORTANTE! Los laminados deben reposar por 48 horas en el ambiente destinado antes de ser instalados. Esto permitirá que el material se aclimate y el proceso de dilatación no afecte al resultado final.

DATO: El piso laminado no puede instalarse sobre parqué ni piso vinílico.

Manos a la obra

Luego de que el piso laminado haya reposado por 48 horas, es momento de iniciar su instalación. Primero, se barre la superficie para eliminar el polvo e impurezas que puedan dificultar la instalación.

Posteriormente, se recubre el área a instalar con poliespuma. La parte de plástico debe ir hacia el piso y la espuma hacia el laminado.

DATO: Existen versiones de poliespuma que poseen su propio adherente. Caso contrario, puedes emplear cinta de embalaje para fijar una espuma con otra.

La poliespuma es importante porque ayudará a nivelar imperfecciones de hasta 2mm y evitará que el salitre se filtre en los laminados. A continuación, instala los laminados desde el lado opuesto de la puerta, siempre dejando entre 1 cm y 1.5 cm entre la pared y las láminas. Puedes ayudarte de las cuñas que se incluyen en el kit de instalación.

Finalmente, coloca los zócalos y asegúralos con clavos o pegamento. No olvides colocar perfiles o cubrejuntas.

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER